Compartir

Diferentes Organizaciones de la Sociedad Civil conformaron una red para trabajar por la inclusión social y económica de las personas privadas de su libertad y de quienes, tras cumplir la condena, tienen dificultades para reinsertarse en la sociedad.

Texto Silvina Oranges.

 

Es un frío pero soleado jueves de junio. Las puertas de la cárcel de Olmos –la más poblada del país y una de las más antiguas de la provincia de Buenos Aires– se abren para que un grupo de voluntarios ingrese a compartir una jornada de reflexión con cien internos del Programa Integral de Asistencia y Tratamiento para Jóvenes Adultos. “Nadie tiene que tener el pasado como destino”, dice un grafiti pintado en una de las paredes del penal que parece resumir el espíritu de la visita.

Vestidos con ropa deportiva, los jóvenes de entre 18 y 25 años van ingresando a la inmensa y húmeda capilla de la cárcel, que se utilizará como lugar de encuentro. Se acomodan en bancos de madera destartalados y esperan impacientes escuchar algo que los arranque por unos minutos de esa vida gris tras los muros.

Organizada por la Dirección de Promoción e Inclusión Sociolaboral del Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB), la charla motivacional queda a cargo del director de Experiencia Líderes, Bernardo Bárcena, quien les habla a los jóvenes de la importancia de “ser protagonistas y no víctimas” y de la necesidad de “siempre intentarlo, nunca rendirse”. Lo acompaña el fotógrafo Enrique Cangas, quien lleva una muestra con imágenes del papa Francisco. La dimensión espiritual también está presente. “Si no hay esperanza de reinserción social, la cárcel se convierte en una tortura infinita”, dice el Papa en una de sus tantas visitas a penales en distintas partes del mundo.

“Los ayudamos a que tengan experiencias de cambio habilitantes, es decir que crean que ellos pueden cambiar. Mi misión es que logren comprender que se equivocaron pero que pueden optar por una nueva vida cuando recuperen su libertad”, dice Bárcena en diálogo con Tercer Sector, que forma parte de la actividad en Olmos.

 

Unir fuerzas

Experiencia Líderes, junto con otras 30 Organizaciones de la Sociedad Civil, integra la Red Creer, lanzada recientemente para trabajar en forma conjunta por la inclusión socio-económica de las personas privadas de su libertad y de los liberados que deben asumir la difícil tarea de la reinserción en una sociedad que generalmente los rechaza.

“La estigmatización y la dificultad para conseguir una fuente de ingresos capaz de sostenerse en el tiempo son sólo algunos de los obstáculos que se presentan”, explican en la Red Creer y destacan que resulta necesario “fortalecer los espacios para el desarrollo de capacidades y habilidades socioemocionales y productivas y los destinados a robustecer las trayectorias educativas, así como brindar educación financiera y apoyo psicosocial”.

Creer está siendo coordinada por la fundación Potenciar Comunidades, que tiene como objetivo la organización de diferentes actores en la formación de un colectivo, explica Camila Bittar. “Es una plataforma metodológica que facilita el diseño e implementación de estrategias colaborativas de inversión social, desarrollo territorial e impacto colectivo”, indica. Su estrategia es “transformar en agentes de desarrollo a aquellos actores que articulan en torno de un desafío o territorio común”; en este caso, la cárcel.

 

Multiplicar oportunidades

Entre las organizaciones que forman parte de Red Creer se encuentra la fundación Espartanos, que busca bajar la tasa de reincidencia delictiva acompañando a personas privadas de su libertad a través del rugby, la educación y la espiritualidad. Creada hace diez años por el ex jugador del SIC Eduardo Oderigo, la organización ya generó más de 280 puestos de trabajo formales. El índice de reincidencia en el delito de aquellos que salen de las cárceles se ubica en un 65 por ciento, según estimaciones oficiales, pero en el caso de Los Espartanos el número cae al 5.

También Deportistas por la Paz forma parte de la red. Esta organización viene desarrollando su tarea desde hace ocho años en cuatro unidades penitenciarias del SPB. Organiza tres torneos al año, “utilizando el deporte como medio para generar un espacio de transformación personal y grupal”, detalla Gabriela González. “La Red Creer es un espacio donde se pueden multiplicar las oportunidades de estos jóvenes, que no son muchas. A nosotros, que somos una organización pequeña, nos da como una palanca y acceso a vínculos que de otra forma no podríamos acceder”, puntualiza.

“Hasta hace un tiempo solo trabajábamos intramuros, pero desde hace dos años los estamos acompañando cuando salen de la cárcel. La libertad implica un trauma. Si bien trabajar adentro del penal no es fácil, hacerlo afuera acompañándolos cuando salen es aún más difícil”, sostiene la integrante de Deportistas por la Paz.

Otra organización que forma parte de la red es Cook Master, una empresa de alimentación que lleva adelante desde diciembre de 2017 la Escuela de Gastronomía Creer, que dicta cursos de panadería, pastelería y cocina a los reclusos de las unidades 46, 47 y 48 del Complejo Penitenciario San Martín. Desde su creación, han pasado por sus aulas más de 300 internos y actualmente hay unos 60 cursando sus diferentes carreras, que les brindan un título oficial y las herramientas necesarias para poder desarrollarse profesionalmente cuando recuperen su libertad.

Recientemente, la escuela amplió sus cursos a las mujeres detenidas. “La iniciativa es efectiva no sólo para disminuir la reincidencia de quienes cumplen su condena, sino además para mejorar las perspectivas de reinserción social y laboral de las personas privadas de su libertad, asegurando una segunda oportunidad”, cuenta Nicolás Lusardi, director general de la firma.

También forman parte de la Red Creer las fundaciones De la Merced, Oficios, Volviendo a Casa, Gestiones Solidarias e Ingeniería Sin Fronteras, entre muchas otras. “Los resultados alcanzados hasta el momento son importantes, pero necesitamos continuar aunando esfuerzos: sumar cada vez a más actores que, comprometidos con la inclusión social, apuesten a construir y generar oportunidades que contribuyan con la construcción de una sociedad más igualitaria”, dicen desde la agrupación.

 

Cómo conectarse | Red Creer: www.redcreer.com.ar // sumate@redcreer.com.ar

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here