Compartir

El reconocimiento responde al Protocolo de Sustentabilidad Vitivinícola de Bodegas de Argentina, para el cual la compañía desarrolló importantes iniciativas en el cuidado del medio ambiente en dos de sus fincas mendocinas.

 

Las fincas La Consulta y Mumm de San Rafael, Mendoza, fueron certificadas según el Protocolo de Autoevaluación de Sustentabilidad Vitivinícola de Bodegas de Argentina. La distinción se obtuvo por el cumplimiento de los objetivos en relación a 14 variables, para los cuales Pernod Ricard desarrolló iniciativas propias en relación a la Agricultura Sustentable: cuidado del agua, manejo del suelo, uso eficiente de energía y otros programas específicos de vitivinicultura. Entre las principales medidas tomadas, se encuentran:

Cuidado del agua: se reemplazó el tradicional sistema de riego “por manto o inundación”, por un sistema basado en goteo, el cual conduce el agua a presión y bajo control de caudalímetros. Además, es tratada en las bodegas para su reutilización en las viñas.

Manejo del suelo: para evitar prácticas agrícolas que causen la degradación de los suelos áridos característicos de la zona, se implementó un sistema de monitoreo de su composición, con muestreos y análisis del suelo a distintas profundidades.

Uso eficiente de energía: se formaron equipos específicamente orientados a desarrollar soluciones de energía alternativa, para alcanzar el objetivo global de 20% de ahorro de consumo energético.

Preservación de biodiversidad: a partir de la realización de un estudio de identificación de las especies presentes en la finca, se definieron indicadores sobre los que trabajar para preservar las especies clave del ecosistema.

Manejo fitosanitario: gracias a la utilización de sistemas como la atomización a bajo volumen, se consiguió minimizar la cantidad de fitosanitarios utilizados por hectárea.

Reducción de residuos: el 100% de los residuos generados en el viñedo y la bodega son clasificados y reciclados, algunos son enviados a centros de reciclaje y otros son reutilizados en el viñedo. Un ejemplo es el de la reutilización del orujo de uvas, que luego es utilizado como abono natural.

Compras con preferencia ambiental: además de las iniciativas dentro de la bodega y la finca, se evaluó el nivel de compromiso de todos los proveedores, con el desafío de lograr el abastecimiento total de productos y servicios de proveedores ambientalmente responsables.

Recursos Humanos: en lo que respecta a los trabajadores, se hizo foco en la estandarización de los requerimientos al contratar y reclutar, la mejora del proceso de inducción y la propuesta de planes de capacitación (alineados a los objetivos predefinidos de cada empleado), con el objetivo de contribuir a una mayor autorrealziación y desarrollo del personal en su trabajo.

“El cuidado de nuestro planeta es uno de los pilares fundamentales de nuestra estrategia global de responsabilidad y sustentabilidad. Las certificaciones que obtuvimos por la gestión sustentable de las fincas La Consulta y Mumm son una muestra de nuestro esfuerzo diario y continuo por la preservación del medio ambiente, espíritu que se extiende a todos nuestros centros productivos” afirmó Alejandro Iocco, Gerente de Calidad y Desarrollo, Seguridad y Medio Ambiente de Pernod Ricard Argentina.

El proceso de certificación de todas las bodegas y fincas de la compañía comenzó en 2015, siendo Mumm la primera de ellas en obtener el reconocimiento a fines de 2016 y La Consulta la segunda durante el mes de junio de este año. El Protocolo, desarrollado por un equipo técnico de bodegas que integran la Comisión de Sustentabilidad de Bodegas de Argentina, establece una evaluación de carácter voluntario. Como parte del análisis realizado, se tienen en cuenta diversos parámetros relacionados a la sustentabilidad de su actividad para identificar oportunidades de mejora. La herramienta tiene como objetivo colocar a la vitivinicultura argentina en el más alto nivel de gestión de sustentabilidad ambiental, social y económica, así como contribuir a la mejora de competitividad del sector en los mercados mundiales.

 

Acerca de Pernod Ricard

Pernod Ricard es co-líder mundial en vinos y espirituosas, creado en 1975 por la fusión de Ricard y Pernod. Desde allí ha experimentado un desarrollo sostenido, basado tanto en el crecimiento orgánico como en adquisiciones. La filial argentina, que se constituyó en 1998, emplea hoy a 480 personas y cuenta con una planta industrial ubicada en Bella Vista (Buenos Aires) donde se producen bebidas espirituosas y destilados, y tres bodegas en las localidades de Cafayate (Salta), San Juan (San Juan) y San Rafael (Mendoza), con sus respectivas marcas Etchart, Graffigna y Mumm.

 

FuentePernod Ricard Argentina
Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta